Fotografia de familia.

Esta sesión familiar, fue un regalo sorpresa para amatxu... Y creo que fue un acierto total!! Eh, familia?? 😉

A veces, tengo la suerte de que se me juntan trabajo y amigos, como en esta ocasión. Otras veces, después del trabajo os convertís en amigos, y eso es algo súper guay 🙂

Porque lo más importante es pasar un buen rato, vivir una experiencia chula todos juntos y poder sacar de ahí un recuerdo para siempre. Me hace mucha ilusión pensar en cuando, con el paso de los años, estas familias vean mis fotos y se les dibuje una sonrisa en la cara. Formar parte de vuestras vidas de este modo,  es un regalo para mi.